Campamento de Israel

image

En 1.513 a.E.C. Jehová establece el nuevo arreglo de adoración pura basado en el Pacto de la ley.

Más información del arreglo de adoración.

Campamento de Israel en el desierto

El campamento israelita tenía un ejército de cinco cuerpos: la vanguardia, el cuerpo principal, la retaguardia y dos alas. image

Como en aquel tiempo la sociedad israelita aún era patriarcal, se asignaron los lugares en el orden de marcha conforme a tribus y familias.

Según las costumbres de la época, los siervos, los criados y otras personas dependientes de la familia se contaban como parte de la casa, de modo que la “vasta compañía mixta” que salió de Egipto probablemente estaba entremezclada con las diversas tribus, clanes y familias israelitas. (Éxodo 12:38; Números 11:4; Deuteronomio 29:11.)

image

Lugar asignado

El campamento se organizó según las instrucciones divinas hacia el comienzo del segundo año, cuando se erigió el tabernáculo.

El centro del campamento, tanto geográfico como en importancia, era la tienda, que simbolizaba la presencia de Jehová, el tabernáculo, con el patio que la rodeaba. Su entrada daba al E., donde acampaban Moisés, Aarón y los sacerdotes. (Números 3:38.)

El resto de los levitas (en total 22.000 varones de un mes de edad para arriba) acampaban en los tres lados restantes (Números 3:23, 29, 35, 39.)

Estos últimos dos grupos se encargaban del bagaje, los carruajes y los animales que se utilizaban para el transporte del tabernáculo y sus enseres.

De modo que los que estaban asignados a servir en el santuario de Jehová vivían alrededor del tabernáculo, y así actuaban como un cerco protector que evitaba la intrusión de los no levitas (Números 1:53; 7:3-9.)

image

Tamaño del campamento

Las doce tribus acampaban detrás de las tiendas levitas, tres en cada uno de los lados del tabernáculo. Al parecer, el pueblo estaba a una distancia considerable de este; unos 900 m., pues cuando Israel cruzó el Jordán, el pueblo tuvo que estar a “unos dos mil codos” del arca del pacto. (Josué 3:4.)

Se distribuyó a las doce tribus en cuatro grandes divisiones, cada una llamada por el nombre de la tribu central de la división.

El campamento de Israel era de gran tamaño. Las cantidades cifradas antes totalizan 603.550 hombres de guerra, además de las mujeres y los niños, las personas ancianas e impedidas, los 22.000 levitas y “una vasta compañía mixta” de extranjeros, en total quizás más de 3.000.000 de personas. (Éxodo 12:38, 44; Números 3:21-34, 39.)

No se sabe qué superficie ocupaba el campamento de Israel. Cuando el campamento se asentó enfrente de Jericó, en las llanuras de Moab, se dice que se extendía “desde Bet-jesimot hasta Abel-sitim”. (Números 33:49.)

Organización del campamento

Por lo general se piensa que, para mayor seguridad y eficacia, la configuración del campamento era rectangular o cuadrada. El campamento debía tener límites fijos, pues se habimagela de entrar y salir de él. (Le 13:46; 16:26, 28; 17:3.) También tenía algún tipo de ‘puertas’. (Éxodo 32:26, 27.)

Asimismo había caminos que lo cruzaban. Todo esto requería técnica y organización para levantarlo rápidamente en una nueva ubicación con el mínimo esfuerzo y tiempo.

Se suministraron “señales para la casa de sus padres” como ayuda para que cada uno encontrara su lugar en el campamento. (Números 2:2.)

Como la expresión hebrea dé·ghel, traducida “división de tres tribus”, también significa “pendón” (Can 2:4), es posible que hubiera marcadores tribales y también enseñas familiares. La Biblia no dice ni cuántas eran ni cómo eran estas señales.

El gobierno del campamento

Un código elaborado de leyes regulaba todo aspecto de la vida en el campamento. Se podía mantener la salud y pureza del campamento gracias a las diversas regulaciones sanitarias. A los leprosos, a cualquiera que tuviera una enfermedad infecciosa o un flujo y a los que hubieran tocado un cadáver se les excluía del campamento hasta que se les pronunciaba limpios. (Números 5:2, 3.) image

Se enterraba a los muertos fuera del campamento (Le 10:4, 5) y también se echaban las cenizas de las ofrendas quemadas y los cuerpos de ciertos sacrificios. (Le 4:11, 12; 6:11; 8:17.) A los criminales se les ejecutaba fuera (Le 24:14; Números 15:35, 36), y los cautivos de guerra y los guerreros que regresaban tenían que quedarse en el exterior durante un período de purificación. (Números 31:19.)

Había “hombres capaces, temerosos de Dios, hombres dignos de confianza, que [odiaban] la ganancia injusta”. (Éxodo 18:21; Deuteronomio 1:15.)

Bajo su dirección se hizo posible una buena supervisión y mantenimiento, así como un sistema judicial justo.

Mediante ellos también se consiguió una comunicación rápida con todo el pueblo. image

Ciertos toques de trompeta señalaban que había asamblea bien de los principales de las tribus, bien de toda la asamblea, representada por todos los representantes nombrados de la congregación. (Números 1:16; 10:2-4, 7, 8.)

¿Cómo pudo un auditorio de millones de israelitas escuchar a Moisés cuando este se dirigió a ellos en las llanuras de Moab antes de que entraran en la Tierra Prometida?

Es posible que Moisés colocara hombres por todo el campamento a la distancia precisa para que repitieran sucesivamente sus palabras (Deuteronomio. 1:1; 31:1)

Traslado del campamento

El traslado de este enorme campamento de un lugar a otro (Moisés menciona 40 de estos campamentos en Números 33) también fue una maravillosa demostración de organización.

Mientras la nube descansaba sobre el tabernáculo, el campamento seguía en el mismo lugar, y cuando la nube se alzaba, el campamento partía (Números 9:15-23.)

Dos trompetas de plata hechas de labor de martillo comunicaban estas órdenes de Jehová al campamento general. (Números 10:2, 5, 6.) Toques especiales fluctuantes de trompeta indicaban que debía levantarse el campamento.

Con el arca del pacto a la vanguardia, partía la primera división de tres tribus, encabezada por:

Judá y seguida de Isacar y Zabulón.

A continuación iban los:

Guersonitas y los meraritas, que llevaban sus porciones asignadas del tabernáculo.

Luego, la división de tres tribus, encabezada por:

Rubén y seguida de Simeón y Gad

Después de ellos iban:

Los qohatitas con el santuario

Seguidamente la división de tres tribus de:

Efraín, por delante de Manasés y Benjamín.

Por fin, en la retaguardia estaba la división encabezada por:

Dan, acompañada de Aser y Neftalí.

De manera que las dos divisiones más fuertes y numerosas tomaron las posiciones de vanguardia y retaguardia. (Números 10:11-28.)

2 comentarios el “Campamento de Israel

  1. Es impresionante lo bien organizado que estaban! Apesar de ser una cantidad tan grande de personas!! No cabe duda que Dios es un Dios de orden! Saludos y bendiciones!

  2. Es maravilloso ver cómo desde el principio, Dios indica el lugar que debe ocupar en la vida de su pueblo. el debe ser el Centro, el eje, al rededor del cual todo debe girar.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s