El judaísmo

Diáspora judía

Esta dispersión de los judíos, conocida como diáspora, se produjo a causa de las sucesivas conquistas que experimentó la nación hebrea. Primero fueron desterrados por los asirios en el 740 antes de nuestra era y, más tarde, por los babilonios en el 607. Solo un pequeño grupo de exiliados regresó a Israel (Isaías 10:21, 22). Los demás se quedaron en colonias diseminadas por diversas regiones.

Como resultado, en el siglo V antes de nuestra era había judíos en los 127 distritos jurisdiccionales del Imperio persa (Ester 1:1; 3:8). Puesto que los judíos se esforzaban por ganar conversos, con el tiempo un gran número de personas llegó a conocer a Jehová y la Ley (Mateo 23:15). Por eso, con motivo de la fiesta del Pentecostés, muchos judíos de diversos países se reunieron en Jerusalén en el año 33 de nuestra era y pudieron escuchar las buenas nuevas acerca de Jesús. Así pues, esta dispersión de los judíos por todo el Imperio romano contribuyó a la rápida difusión del cristianismo.

image

Se puede calcular que antes del año 70 vivían dos millones y medio de judíos en Judea y bastante más de cuatro millones en la diáspora romana Es probable que los judíos representaran algo así como una décima parte de la población total del imperio, y en los lugares de mayor concentración, las ciudades de las provincias orientales, pueden haber llegado a constituir una cuarta parte de la población”.

Las mayores concentraciones se hallaban en Siria, Asia Menor, Babilonia y Egipto, en el este; y las comunidades más pequeñas se encontraban en Europa. Algunos cristianos judíos bien conocidos procedían de la diáspora, como Bernabé, de Chipre; Prisca y Áquila, naturales del Ponto que vivieron en Roma; Apolos, de Alejandría, y Pablo, de Tarso (Hechos 4:36; 18:2, 24; 22:3).

Las comunidades de la diáspora mantenían muchos vínculos con la tierra de sus anteimagepasados. Por ejemplo, enviaban el impuesto anual para el templo de Jerusalén, lo cual era una forma de participar en las actividades del templo y en la adoración que allí se rendía

Otro vínculo lo constituían las decenas de miles de peregrinos que viajaban a Jerusalén todos los años con motivo de las fiestas, como lo deja ver el relato de Hechos 2:9-11 sobre el Pentecostés del año 33. Los peregrinos judíos que acudieron en aquella ocasión provenían de Partia, Media, Elam, Mesopotamia, Capadocia, Ponto, la provincia romana de Asia, Frigia, Panfilia, Egipto, Libia, Roma, Creta y Arabia.

Tras la destrucción de Jerusalén en 607 a.E.C., se desarrolló la religión del judaísmo, basada más en tradiciones orales que en la Ley escrita de Jehová.

En 332 a.E.C. Alejandro Magno se apoderó del Oriente Medio y lanzó la helenización. Todo el imperio se saturó del idioma, la cultura y la filosofía de Grecia. Como resultado las culturas griega y judía se mezclaron.

Los judíos se familiarizaron con el pensamiento griego, y algunos hasta se hicieron filósofos. Filón de Alejandría, del siglo I E.C., procuró explicar el judaísmo en términos de la filosofía griega, como si los dos sistemas expresaran las mismas verdades.

“Enriquecidos con el pensamiento platónico, la lógica aristotélica… , los eruditos judíos consideraron la Torá con nuevos instrumentos para ello. Procedieron a añadir la razón griega a la revelación judía”

Desde el siglo III a.E.C. se comenzó a separar a las mujeres de los hombres en las sinagogas judías, y se las disuadía de leer la Tora. La educación se daba principalmente a los muchachos.

image

Sectas del judaísmo

Hasidim

El nombre significa “píos” o “santos”. Se mencionan por primera vez como grupo alrededor del año 200 a.E.C. Gozaban de poder político y eran defensores fanáticos de la pureza de la Ley contra la tiranía y el influjo helenísticos. Los hasidim se dividieron en tres grupos: fariseos, saduceos y esenios.

Fariseos

Recalcaban una ley oral más bien que los sacrificios del templo. Eran defensores fanáticos de la letra de la Ley.

Saduceos

Hacían hincapié en la importancia del templo y el sacerdocio. No creían en la vida futura.

Esenios

Místicos que al parecer vivían en comunidades aisladas, se consideraban el verdadero resto de Israel, y esperaban recibir en un estado de pureza al Mesías prometido. Llevaban una vida contemplativa y ascética, y buena parte de sus creencias reflejaban conceptos persas y griegos.

image

Zelotes

Los zelotes de los tiempos de la guerra judío-romana (66-73 E.C.) eran miembros de un partido nacionalista judío que armonizaba principalmente con los fariseos, aunque la políticimagea era su preocupación principal.

El grupo habría sido fundado, según Josefo, por Judas de Galilea, en oposición al censo tomado bajo Quirino en el 6 ó 7 E.C. (Hechos. 5:37).

Con el tiempo se convirtieron en fanáticos combatientes de la resistencia judía contra los romanos (los extremistas fanáticos del judaísmo).

Herodianos

Partidarios de la dinastía de los Herodes, que había recibido su autoridad de Roma. Eran más políticos que religiosos; se ha dicho que alegaban seguir la Ley, pero opinaban que era lícito que los judíos reconocieran a un príncipe extranjero (pues los Herodes no eran verdaderos judíos, sino idumeos). Eran muy nacionalistas y no querían ni un gobierno teocrático bajo reyes judíos ni el gobierno romano, sino la restauración del reino nacional bajo uno de los hijos de Herodes.

image

Todos estaban en oposición unos a otros en sentido religioso y filosófico.

Sanedrín

Era el tribunal supremo judío. Estaba ubicado en Jerusalén y se componía de 71 miembros.

Durante el ministerio terrestre de Jesús, entre los 71 miembros estaba el sumo sacerdote y otros que habían ocupado dicho puesto (era posible que varios de ellos vivieran en el mismo tiempo, puesto que durante la gobernación romana ese puesto se ocupaba por nombramiento).

En el Sanedrín también había miembros de las familias de los sumos sacerdotes, ancianos, cabezas de las tribus y de las familias, así como escribas, que eran hombres versados en la Ley. (Hechos 4:5, 6.)

Estos hombres eran miembros de las sectas de los fariseos y de los saduceos. (Hechos 23:6.)

image

Salón del Sanedrín

Este lugar se encontraba pegado al recinto del Templo.

El gran Sanedrín era el tribunal supremo judío. Se componía de 71 miembros que juzgaban asuntos de mucho calado.

Jesús fue detenido y llevado a Jerusalén ante los sacerdotes Anás y Caifás, y más tarde, al salón del Sanedrín para juzgarlo. (Mt 26:57–27:1; Juan 18:13-27.)

El registro nos muestra que fue en el Salón del sanedrín que los ‘gobernantes’, mediante amenazas, les prohibieron hablar en el nombre de Jesús. Hechos. 4:16, 17. Hechos. 5:27-29

image

Tribunal judío

El cabeza y presidente del Sanedrín era el sumo sacerdote, y él era quien convocaba a la asamblea. (Hechos 5:17, 21, 27; 7:1; 22:5; 23:2.)

El sumo sacerdote Caifás presidió el juicio de Jesús, aunque antes lo interrogó Anás. (Mt 26:3, 57; Marcos 14:53, 55, 60, 63; 15:1; Lu 22:54; Juan 18:12, 13, 19-24.) image

Ananías era el sumo sacerdote que presidía el Sanedrín cuando se juzgó a Pablo. (Hechos 23:2.)

“El Sanedrín se sentaba desde que se ofrecía el sacrificio diario matinal hasta el sacrificio de la tarde. No juzgaba en sábado ni en los días festivos. En casos capitales, el tribunal juzgaba durante el día, y el veredicto se emitía durante las horas del día, y si era de condena, se anunciaba al día siguiente. Por lo tanto, no podía celebrarse juicio en la víspera de un sábado o de una fiesta”.

“El sanedrín estaba dispuesto como si fuera la mitad de una era, semicircular, de modo que uno podía ver al otro. Dos escribas judiciales se colocaban delante de los jueces, uno a la derecha y otro a la izquierda y pasaban a escrito tanto las alegaciones en favor de la absolución [como] en favor de la condenación”

Origen del Sanedrín

El Sanedrín llegó a existir durante el tiempo de la gobernación griega sobre Palestiimagena.

En el tiempo del ministerio terrestre de Jesús, el gobierno romano permitió que el Sanedrín tuviese bastante independencia, y le otorgó autoridad civil y administrativa. Tenía guardias a su disposición y poder para detener y encarcelar. (Mt 26:47; Hechos 4:1-3; 9:1, 2.)

Incluso los judíos de la Diáspora reconocieron su autoridad religiosa. (Hechos 9:1, 2.)

Bajo la gobernación romana, el Sanedrín debió perder con el tiempo la autoridad legal para ejecutar la pena de muerte sin la oportuna autorización del gobernador romano (procurador). (Juan 18:31.)

Se abolió el Sanedrín después de la destrucción de Jerusalén en el año 70 E.C.

Otros tribunales

En Jerusalén había, además, tribunales inferiores compuestos de 23 miembros cada uno.

Según la Misná, estos tribunales menores también estaban ubicados en otras ciudaimagedes de Palestina con un cierto número de habitantes. No se reunía el tribunal completo en cada juicio.

El número de miembros variaba según la gravedad del caso y la dificultad de llegar a emitir un veredicto.

Además, en los pueblos había tribunales compuestos por tres hombres, así como un tribunal que tenía siete ancianos del pueblo.

Sinagogas

Durante el cautiverio judío, o poco después, se empezaron a usar las sinagogas. Con el tiempo, se abrieron sinagogas en muchos lugares, y las ciudades grandes llegaron a tener más de u9431_127817792474_110931562474_2588236_3632132_nna.

Eran sobre todo centros docentes en los que se leían y enseñaban las Escrituras, aunque también fueron lugares de oración y culto a Dios. Jesús y sus discípulos acostumbraban a ir a las sinagogas a impartir instrucción y alguna palabra de estímulo a los presentes. (Mt 4:23; Lu 4:16; Hechos 13:14, 15; 17:1, 2; 18:4,Hechos 15:21.)

Los aspectos básicos del culto practicado en las sinagogas se reprodujeron en los lugares de reunión de los cristianos: lectura y explicación de las Escrituras, palabras de estímulo, oración y alabanzas a Dios. (1Co 14:26-33, 40; Col 4:16

Roma y el judaísmo

Los romanos permitían que los miembros de la aristocracia judía, entre ellos los sacerdotes principales, se encargaran de la administración cotidiana de Judea. De esta forma, Roma controlaba la provincia y se aseguraba el cobro de los impuestos sin necesidad de desplazar muchos soldados a la zona. Se esperaba de la jerarquía judía que mantuviera el orden y defendiera los intereses romanos.

A pesar de que los gobernadores del imperio sentían poca simpatía por los líderes judíos, y estos, a su vez, se sometían a regañadientes a su dominación, a ambas partes les interesaba cooperar para mantener un gobierno estable.

El sumo sacerdocio siempre había sido un cargo hereditario y vitalicio, pero los Asmoneos lo usurparon en el siglo segundo antes de nuestra era. Herodes el Grande nombraba y destituía a los sumos sacerdotes, mostrando así que era él quien controlaba ese puesto. Los gobernadores romanos siguieron ese mismo patrón.

image

Roma nombraba el ‘poder’

Roma ‘nombraba’ a los sumos sacerdotes.image

Los sacerdotes eran ‘escogidos’ de familias ricas que pertenecían a la aristocracia. Por ejemplo, es probable la fortuna de Caifás procedieran de grandes propiedades situadas en la región de Jerusalén.

Anás (Sumo Sacerdote) quería estar seguro de que su futuro yerno fuera un aliado político de confianza; además, parece que los dos pertenecían a la poderosa secta de los saduceos (Hechos 5:17).

Los miembros de una prominente familia sacerdotal, como era el caso de Caifás recibían instrucción sobre las Escrituras Hebreas y su interpretación.

Su servicio en el templo empezaba cuando contaban 20 años.

Cajita que contiene Escritura

Cajita pequeña que contenía cuatro porciones de la Ley (Éxodo 13:1-10, 11-16; Deimageuteronomio 6:4-9; 11:13-21) y que los varones judíos llevaban sobre su frente y en su brazo izquierdo.

“los rabinos afirmaban que en la Biblia solo se expresaba la ley general, por lo que su aplicación y elaboración dependía por entero de la tradición y la inferencia”.

Cristo Jesús censuró a los escribas y fariseos por ‘ensanchar las cajitas que contienen escrituras que llevaban puestas como resguardos’. (Mt 23:5.)

Al parecer, agrandaban estas cajitas porque querían dar a otros la impresión de que eran observantes celosos y concienzudos de la Ley.

Para los líderes religiosos estas cajitas eran amuletos protectores.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s